12 febrero, 2013

La cocina de los carteles de Sevilla (1)



Los carteles del abono sevillano se conocerán de forma oficial el viernes 15 de febrero. Gracias al trabajo de portales como Mundotoro, de manera especial, y Sevillatoro se conocen algunos días antes de su publicación. A este respecto, resulta sorprendente que después de la excelente tarea de ambos medios, siempre a través de apoderados, toreros y ganaderos, ahora haya quien en el último minuto intente ponerse alguna medalla como que han sido los primeros en publicar la cartelería. Tanto Mundotoro como Sevillatoro fueron comunicando, noticia a noticia, las novedades cambiantes de las combinaciones, porque en la confección de una Feria hay cambios hasta el final. Estas cosas sólo las pueden entender quienes trabajan en serio y tienen un marcado fondo periodístico. En la actualidad hay mucho espontáneo en las redes que se cree que por tener un blog ya posee los secretos del periodismo.
 
Pero es un asunto banal. Ha dominado quien ha felicitado y agradecido el trabajo de ambos medios. Y también es lamentable que se hable de filtraciones de forma malintencionada. Pues claro que son filtraciones. Cuando un apoderado te dice el sitio de un torero lo está filtrando. Para que eso ocurra hay que llamarlo. Y el apoderado cuenta las cosas, si le interesa el medio que lo consulta. Porque, para dejarlo ya zanjado de forma definitiva, la empresa de Sevilla no comunica absolutamente nada a nadie, algo que es sagrado desde que Ramón Valencia y Eduardo Canorea se hicieron cargo de la empresa al morir Diodoro Canorea.
 
Se conocen los carteles salvo los de las novilladas del abono, al menos hasta el momento de escribir estas líneas. Se han eliminado cinco corridas de toros y desaparecen 18 puestos por culpa de una corrida con un matador en solitario y un mano a mano. La intención de la empresa con estos carteles es abaratar el coste del abono (por la reducción del número de festejos) y ganar en calidad. En mi opinión, ese recorte de 18 puestos supone que algunos toreros se quedan fuera de la Feria de forma injusta. Se castiga de forma especial a los toreros sevillanos (Esaú, Escribano, Oliva Soto, Cortés) y se excluye a Fandiño que debería estar en Sevilla. El mano a mano de Victorino podría haberse convertido en una terna con su presencia, además de la corrida de Fuente Ymbro que ya se le ofrecía. Por el contrario, a mi no me gustan las encerronas ni los mano a mano, como tampoco me gusta que algunos espadas vuelvan siempre sin que el fracaso anterior les perjudique. Comprendo que son toreros atractivos de cara a la taquilla, pero ya está bien de El Cordobés, El Fandi y algún otro.
 
Lo mejor de la Feria es saber que están todos los fundamentales menos José Tomás, que este año ni se ha puesto al teléfono, y el citado Iván Fandiño. Me gusta que El Juli haya reconsiderado su postura primitiva de no torear en Sevilla y aún me gusta más que se anuncie en la de Miura. Me gusta ver a Morante, Manzanares (mejor con ternas), Talavante, El Cid y Castella, que reduce su presencia en la Feria, Y me gusta que Perera vuelva a la Maestranza. La Feria es la que puede ser. Se busca que el abonado se mantenga y que se pare la sangría, algo que es lógico desde el punto de vista empresarial. Como dato final, no habrá televisión, lo que en estos tiempos es algo llamativo. El que quiera ver la Feria deberá acudir a la plaza. Ya veremos si la estrategia es buena para la empresa y para la Fiesta.
La mejor información taurina en http://www.sevillatoro.com

3 comentarios:

  1. ¿Y Joselito Adame? Hay mucha amnesia en los despachos de Sevilla... Gastón Ramírez.

    ResponderEliminar
  2. Estimado D. Carlos:

    Como abonado que soy creo que los carteles no son ni justos ni todo lo rematado debido, sin ser malos eso sí. Además del castigo a toreros sevillanos, se castiga a Adame que fue de los que mejor estuvo el año pasado y que debiera tener su sitio necesariamete. El cartel de la corrida de Cuadri es inaceptable. Toreros que ya han estaso en Sevilla varias veces y alguno ya de vuelta cierran al paso a novedades o toreros locales. El mano a mano de Victorino no interesa a nadie y que El Cordobés esté en los carteles es inadmisible. Y la encerrona de Ventura con 5 corridas menos tampoco es lógica. No es lógico que Talavante venga a 1 corrida en el abono y el Cid a 3 y Luque a 2 en feris, este último después de los petardos reiterados del año pasado

    De todos modos, el problema es que no hay toreros. Yo me seguiré sacando el abono con gran esfuerzo, pero me temo que seguiremos perdiendo aficionados a chorros y claro después nos quejaremos de que no hay toreros sevillanos, pero claro si no se ponen, a ver dónde torean ahora Y menos mal que a Nazaré se le apodera por personas cercanas a la empresa, que si no ni eso...

    De todos modos yo no sé si como en otras ferias los maestrantes tienen que ar el visto bueno, pero si fuera así, deberían rechazar algunas cuestiones.

    Eduardo de la Iglesia Prados

    ResponderEliminar
  3. A. Ramos Calderón2/14/2013 9:11 p. m.

    La terna de la esperada corrida de Cuadri es para hacérsela mirar, y más dentro de una feria con recortes de festejos (por no decir "espectáculos", que a Morante no le gusta) y donde las "figuras" han hecho de la tauromaquia un bien de interés PARTICULAR ( o sea, los toros son declarados BIP por ellos mismos independientemente de lo que conspiren los políticos). El trío Fandiño, Adame y Esaú para los ejemplares de Comeuñas hubiera sido más potente en la taquilla que el esquema actual, digo yo a priori. Pero vamos, doctores tiene la iglesia, aunque algunos dimitan para no hacerse cómplice de tanto despropósito. Por último, como dato curioso, resalto que un diestro de Mairena del Aljarafe ausente suma más orejas en Sevilla que los tres espadas anunciados el sábado de feria juntos en sus respectivas carreras. Y lo que es peor, les gana por goleada y en menos años de alternativa...

    ResponderEliminar

El público y la pasión

Los aficionados gozamos con las películas taurinas antiguas. Es cierto que muchas veces nos quedamos sorprendidos porque el toreo de la...