18 enero, 2010

Ponce y Tomás, tan cerca y tan lejos

Estoy tremendamente perplejo con las cosas que están pasando. Así que algunos empresarios han querido organizar el cartel que todos anhelan: el enfrentamiento entre Enrique Ponce y José Tomás. Parece que José Tomás no ha mostrado su disconformidad. Y resulta que Ponce dice que está dispuesto, pero sólo si hay televisión en directo. Ante esta situación, José Tomás calla.

¿Qué está pasando? Es evidente que tanto Ponce como su entorno conocen sobradamente la postura de Tomás de no dejarse televisar. La propuesta es una provocación porque saben de antemano que Tomás no quiere cámaras en directo. Es como si a Meryl Streep la quiere contratar una productora novata para rodar una película con presupuesto mínimo. La actriz americana no se digna ni contestar, salvo sorpresa monumental.


Es verdad que a todos nos rebela la postura terca del torero de Galapagar con relación a televisión. La modalidad de pago por visión asegura que sólo presenciarán el festejo aficionados de verdad, porque no creo que paguen para ver la corrida quienes detestan la tauromaquia, o quienes sólo disfrutan con las burradas de los programas del corazón. Tomás no lleva razón en su cerrazón, porque por ese motivo se queda fuera de muchos ciclos que tienen ya apalabrada la televisión como parte de su salvación presupuestaria, pero también, puñetas, porque la televisión es la modernidad que necesita cualquier espectáculo para ser divulgado y crear afición. José Tomás, al negarse a ser televisado, le pone barreras a la promoción de la Fiesta.


Dicho esto, Ponce ha salido por peteneras. Si de verdad quiere dirimir su arte y capacidad con el fenómeno Tomás, debe torear con o sin la tele. Es un cartel muy caro, porque ya dejó bien claro en su día el valenciano que el encuentro entre ambos dependía de las empresas, porque su caché sería el mismo que el de su compañero de profesión. En el fondo, lo que pienso es que ni a uno ni a otro les interesa el encuentro. Y también sospecho que los alardes empresariales han sido simplemente testimoniales. De momento, Tomás y Ponce caminarán por sendas paralelas. No es buena noticia.
Información taurina en http://www.sevillatoro.com

13 comentarios:

  1. nada, todo es inutil, lo de José Tomás no tiene solución hasta que los aficionados queramos. Tenemos que acceder a todo? Sus compañeros tienen que aguantar todo lo que él quiera?. Sres. en que estamos conviertiendo esto?.
    José Tomás se cree en superior al resto de sus compañeros, pero con su manera de actuar solo demuestra que no le interea ni la fiesta.
    Dejemos al de Galapagar solo y veremos si sigue con su "chulería".

    ResponderEliminar
  2. No creo que Enrique Ponce haya salido por "peteneras", que por otro lado es un cante muy "apañao".
    ¿Salir por peteneras es?:
    Toreo en la plaza que tú quieras
    Mató la corrida que tú quieras
    Yo voy por delante y abro cartel
    Me da igual la fecha
    Lo hacemos mano a mano, para que no haya un tercero que distorsione.
    ...Y además, todo lo que tú quieras más. Eso sí, por TV para que todo el mundo nos vea.
    Eso es salir por peteneras (valga el dicho popular).
    Eso es un reto en toda regla.
    No creo que esto sea un productora barata que quiera contratar una primera figura, mal ejemplo Sr. Crivell.
    Vds. creen que los aficionados al futbol le echarían la culpa al Madrid cuando juegue con el Barcelona, si piden que el partido se televise. Yo creo que todo lo contrario.
    Como torero en la plaza nada que objetar a José Tomás, todo lo contrario. Como torero en la calle, bastante deja que desear.
    Lo de J.T. con la TV suena a cuento manido.

    ResponderEliminar
  3. Emilio, si lees bien verás que comento que Tomás no está ayudando a la promoción de la Fiesta al no dejarse televisar. Allá él. Pero Ponce ha puesto la condición que sabe de antemano que Tomás no aceptará. Me gustaría que Ponce hubiera dicho que adelante, porque Tomás hubiera sacado alguna excusa. A veces se piden cosas imposibles, en este caso la tele.

    ResponderEliminar
  4. hubiese sido mas torero pedir una corrida de José Escolar ,por ejemplo,en vez de TV

    ResponderEliminar
  5. Es que Ponce sólo ha puesto una condición, ¡solo una!.
    QUE SE TELEVISE LA CORRIDA.
    Eso, bajo mi punto de vista no es poner ninguna cortapisa.
    Por el contrario, José Tomás, que todavía no ha dicho nada de nada, pone cuatrocientas mil excusas (es un decir)
    Lo cierto y verdad es que Ponce, con ese reto, engrandece la fiesta. José Tomás con el silencio, la empobrece. Vamos digo yo.

    ResponderEliminar
  6. totalmente de acuerdo con Ud. D. Emiliolentisco, ¿que hace José Tomás por la fiesta y sus aficionados?. Con su manera de actuar oponiendose a que televisen sus corridas y con el dineral que cuesta ir a verlo a la plaza, el aficionado "mileurista" (que somos una gran mayoría), lo tenemos bastante crudo.
    Me reitero en lo dicho, hasta cuando?. Realmente los aficionados tenemos que "mendigar" ver a este Sr?. Pongamos fin a esto, dejemos de ir a verlo, a ver cuanto tiempo sigue en sus trece.

    ResponderEliminar
  7. Es sorprendente leer la enorme cantidad de sofismas y falacias que esgrimen los poncistas para tratar de llevar agua a su molino.
    Lo que dijo el apoderado de Ponce -no Ponce- dista mucho de ser un reto.
    El que quiera ver a JT que vaya a la plaza. Si se trata de un buen aficionado, o aunque sea de uno regular, éste sabe que la corrida por tele y la corrida desde el tendido son dos cosas muy distintas.
    La afición se demuestra andando. ¿Que no está mi torero en Sevilla o en Peñaranda? Pues lo voy a ver a donde sea. Como se hacía en épocas más románticas y menos comerciales.
    Imagínese si un "amante" de la cultura egipcia piensa que ver un documental sobre la gran pirámide es lo mismo que verla in situ. O si tal individuo tuviera razón al exigir que le trajeran el monumento a su pueblo para poder contemplarlo a sus anchas.

    Si algo puede reprochársele a José Tomás es que no sea él quien quiera acabar con esta discusión de un plumazo; lo cual haría fácilmente si pone lugar, fecha, hora y ganadería para el tan cacareado mano a mano. Y dejando que se televise, SIEMPRE Y CUANDO fuese en televisión abierta, no con los de Digital Plus, para que no se explote todavía más a los que se juegan la vida.
    Mucho me temo que entonces Ponce sacaría un oportuno parte médico, como el que ahora enarboló para no venir a La México. A la hora buena, se notaría la clara diferencia entre el toreo verdad y el toreo bonito y almibarado.
    Y nunca olvidemos que un torero digno de ese apelativo no nos debe nada, al contrario.

    ResponderEliminar
  8. Con el Permiso de la Autoridad,
    Sr.Gastón, unas cuantas puntualizaciones.
    1º.- No todo el mundo que ha opinado en este blog tiene por que ser "poncista", de hecho, yo no lo soy, ni siquiera tengo a Ponce dentro de lo que clasificaría como "mis gustos taurinos"
    2º.- Su comentario sobre lo de Egipto y los monumentos, es pura demagogia. Es lógico, que si los cuidadanos de "a pié" no tenemos recursos económicos para viajar y conocer otros paises y ver "in situ" monumentos históricos. queramos verlos en televisión emitidos por Nacional Geographic.
    3º.-Me parece estupendo que D. José Tomás sea fiel a sus principios (está en su derecho). Lo que no me parece de recibo es que prive a los aficionados, que quieran verlo, de poder hacerlo por televisión, ya que, Ud se hará cargo, un mileurista (o sea, una gran parte de la afición), no puede costearse ir a Sevilla o a Peñaranda, por muy romántico que sea, ya que ver a su torero en la plaza cuesta un pico. Tiene Ud.idea de cuanto cuesta una entrada para ir a ver a D. José Tomás?. Pués bien, cuentele su historia a los aficionados, que según ud., no siguen a su torero por comodidad o por no ser realmente aficionado a la Fiesta.
    5º.- ¿Que quiere decir que la Televisión explota a quién se juega la vida?. Bueno, a ver si resulta que ahora los toreros solo se arriman cuando el evento es televisado.
    5º.- El final de su comentario es para dos orejas y rabo. Ya he dejado claro que no soy "poncista", pero, por el Amor de Dios!, cuando dice que "esa es la diferencia entre el toreo de verdad y el toreo almibarado", ¿quiere decir que D. José tomás es una figura del toreo y el Maestro Enrique Ponce es un segundón?. Sr. Gastón, recapacite y respete a un Maestro.
    El ser torero no es solo torear, que es lo hace D. José Tomás, hay que llegar ser Maestro, que es lo que es D. Enrique Ponce y eso conlleva tener una manera de sentir, de vivir, de pensar y de actuar, dando siempre prioridad a la Fiesta Nacional( que engloba a toreros y aficionados), y bajo mi critério es lo que le falta al de Galapagar.
    Aún así, para él todos mis respetos y que... Dios reparta suerte!

    ResponderEliminar
  9. Azules y Corinto, que bonito terno. Totalmente de acuerdo contigo. Me ahorras volver a escribir todas las razones que tú, acertadamente expones. Lo has bordado.
    Sr. Gastón, una cosita. ¡y se le digo que yo antes soy "tomasista" que "poncista". ¿Que le parece?
    Lo que si está claro es que Vd. es antiponce. Yo no soy "antinada".
    Saludos

    ResponderEliminar
  10. Comprendo y agradezco los comentarios de azulesycorinto y emiliolentisco.
    Sólo explico un par de cosas. La tele de paga gana muchísimo, al igual que las empresas, y el torero recibe poco o nada de esos "pay per view".
    Insisto, creo -no puedo afirmarlo- que para corridas abiertas (TVE) JT no tendría inconveniente.
    Quizá si sea un poco renuente a sumarme a los admiradores actuales del maestro Ponce, pero tomen ustedes en cuenta que aquí en México nos ha hecho muchas trastadas en contubernio con las empresas. Hablo del afeitado, del despuntado artero y de sus apoteosis de orejas y rabo frente a animales -aparentemente- sin la edad, carentes de trapío y moribundos. No es el único, ni lo hacen sólo las figuras españolas o francesas, también lo hacen mis paisanos; pero eso no quiere decir que esté bien, que dichas prácticas puedan aplaudirse.

    ResponderEliminar
  11. Muy bien sr. Gastón, entiendo que tenga sus motivos para hablar así del Maestro Enrique Ponce, pero esto no quiere decir que lo del sr. José Tomás sea Licito.
    Un saludo, para la afición de su país.

    ResponderEliminar
  12. Agradezco la polémica, fuente de la verdad, aunque en este caso, como casi siempre, todos tienen parte de razón. Quiero insistir, y ahora soy uno más, que Tomás no apoya la promoción de la Fiesta al negarse a ser televisado. Y que Ponce, figura indiscutible, le ha retado a sabiendas de que el de Galapagar no aceptaría. Y, si os parece, pero sin imponer nada, se puede cerarr el debate, que ha servido para conocer opiniones de muy buenos y civilizados aficionados.

    ResponderEliminar
  13. Yo, acepto tu propuesta, con mucho gusto me retiro. Quiero que quede claro, que me encanta contrastar opiniones con otros aficionados desde el respeto.
    Carlos, te doy las grácias por haber abierto este tema a debate.

    ResponderEliminar

¿Hay relevo?

Cuando ya la temporada está viendo la puerta de salida se me ha ocurrido mirar el escalafón de los matadores. El de novilleros lo haré ...